Cuando la infidelidad es tu plan B.

pareja. De pareja y de tener un plan B para ser infiel. Sí, como lo oyes. Hace unos días descubrí una web muy curiosa. Lo que hacen es diseñar exactamente esto, una excusa. Pero no una excusa de andar por casa. No eso de que le dices a tu colega…Si te llaman y preguntan donde estaba ayer…diles que estaba contigo. No, no. Lo que hacen es organizar un plan B con todo atado y más que atado. Sé que estás pensado que sólo en el marco de las infidelidades puede caber esta alocada idea. Pero en realidad, no. En realidad también vale para buscar una excusa a esa comida familiar, ese cumpleaños al que no te apetece ir. He estado mirando y remirando la web. Y no dejo de sorprenderme. He intentado imaginar qué tipo de excusas y de planes alternativos se inventan, y la verdad, no lo sé. Pero lo que si sé, es que puede ser una excusa puntual, algo a modo urgente, o incluso un plan b de larga duración. Y es que seamos realistas, más de una vez hubieras pagado por una excusa a medida para esa reunión familiar a la que no quieres ir. Por ejemplo….Uy….Es que me ha tocado un viaje justo en esa fecha. Y claro si digo que no lo pierdo…. Pero claro… te falla el viaje, las fotos, otra gente apoyando la bola. En fin… que buscar un plan alternativo y que sea creíble no es tan fácil. Pero supongo que el grueso de excusas se usaran para tapar aventuras amorosas. Y aquí entran en juego muchas otras cuestiones, ¿verdad? Os cuento cómo conocí esta web.

Infidelidad y pareja. (Temazo donde los haya)

La fidelidad es algo que una pareja debe pactar. No todas las parejas se establecen en el marco de la fidelidad. Eso de “prometo serte fiel…”. Pero desde mi punto de vista, todas deben basarse en la confianza. Sí o sí. Puede que tu relación sea abierta, y por lo tanto tener una aventura amorosa con otra persona, no sea una infidelidad. En este caso, nadie necesitaría un plan B.  Pero si no es el caso, una infidelidad implica mentir. Y como terapeuta de pareja, no puedo recomendar el mentir, y menos sistemáticamente, en una relación. Así que necesitar una coartada, implica necesariamente, que estás mintiendo. Y eso es muy difícil de justificar. Creo que cualquier terapeuta de pareja, animaría a su paciente a poder salir de esa mentira y poder vivir su vida sin necesidad de mentir. Sí claro, dejar de mentir, tiene sus consecuencias, sí. Así es la vida.

Una nueva vieja historia

Pero os voy a contar como conocí esta web. (tengo su permiso, don’t worry). Poneros en situación, imaginaros, una mujer, de 45 años, con una relación terriblemente rota. Sin conflictos graves. Simplemente la rutina, trabajos que los han mantenido alejados, y el peso de la crianza habían conseguido desencantar y acabarse el amor. La pareja acude a mi, por petición de él, para intentar arreglar la relación. Para quemar el último cartucho, diría yo! Apenas pasan tiempo juntos, y el sexo y la intimidad, se han esfumado. Su relación que está muy dañada, únicamente sigue por guardar las apariencias, por los hijos que todavía son pequeños, por la familia,… en fin…You know. Cuando me quedo sola con ella. Me quedo patidifusa. Se sincera conmigo. Y me cuenta con una seguridad de un discurso que ha ensayado mil veces en su cabeza, que su relación está rota. Que no siente nada por su pareja. Y definitivamente, no hay nada que hacer. Es más…NO QUIERE hacer nada. Pero que sus hijos son pequeños y que va a esperar un poco para separarse. Que no quiere hacer daño a su pareja, porque a pesar de todo, lo ha querido y lo quiere mucho. No de esa manera que hay que querer, pero le quiere. Pero que ella tiene 45 años y se le está escapando la vida muy rápido. No quiere perder los mejores años de su vida. Ella tiene un amante, confiesa. Nunca ha tenido una relación sexual satisfactoria con su marido. Quizás de novios si vivió esas mariposas, esa pasión, pero eso se esfumó hace mucho, mucho tiempo. Siempre ha tenido muchos complejos por su peso, por su cuerpo. Pero que ahora se siente deseada, siente que todo su cuerpo disfruta, que saborea lo que nunca ha disfrutado antes. Al principio se sentía mal por ello. Pero dice que recapacitó y pensó, que se merecía vivir eso. Y que no iba a renunciar a ello. A todo esto me cuenta que está usando una web que la ayuda a inventarse una especie de vida paralela. Una vez a la semana tiene una excusa perfecta para verse con otra persona. No os puedo contar la que tiene montada. Ella no me deja. Alucinas, ¿verdad? ¡Dios mío! ¿Qué me contáis? Decidme que un poco la entendéis. Que aunque sea un poco, tenéis ganas de darle una palmadita a la espalda. Qué complicadas son las relaciones, y la vidas ajenas. Y qué fácil sería juzgar, verdad? Evidentemente hay mucho trabajo que hacer en esta pareja. Ella no se merece renunciar al placer, y él no se merece que le mientan. Ella debe ser capaz de vivir eso sin esconderse. Aunque eso conlleve consecuencias para su marido y para sus hijos. Alguien va a sufrir con esto. Claro, hay mentiras, una pareja rota, y unos hijos. Hay mucho sufrimiento que digerir. Esto no va a ser fácil. Pero esto tiene un fin, que va a llegar tarde o temprano. Y será peor, cuanto más tiempo mantenga la mentira. Me parece una historia que merece ser contada. Supongo que como muchas otras que quedan escondidas. Las cosas no son ni blancas ni negras la mayoría de veces. ¿ Puedes ponerte en el lugar de estos personajes? En fin… ¿qué opináis? ¿Cómo ayudaríais a esta pareja? ¿Qué pensáis que deben hacer?]]>

3 thoughts

    Creo que son los hijos los que no merecen tener a una madre teniendo que andar con esos enredos, y viviendo una vida que no quiere, con ese sentimiento de estar perdiendo los mejores años de su vida, ni a un padre empecinado en salvar lo insalvable.
    Como hija no querría descubrir con los años, que he sido la “culpable” de las vidas anodinas de mis padres, aunque su entrega haya sido.por.amor hacia mi.
    Vida hay una y hay que luchar por lo que nos haga feliz en cada etapa de nuestra vida, intentando no dañar a nadie.

    Responder

    Pues yo no me atrevo a valorar que es lo correcto. Cada pareja es un mundo, la mayoría convencionales y alguna otra no tanto, pero no por eso menos feliz.
    Sin duda, lo primero es recuperar la confianza y, para eso, o ella renuncia a esa doble vida o el acepta una relación “diferente”. Lo que seguro que acabará con la relación es el engaño.
    En mi opinión, y más con lo el poco futuro que les queda juntos si siguen así, ella debería arriesgar y sincerarse completamente para que él sea consciente de la situación para que esté en igualdad de condiciones y pueda decidir: o dejarla o darle un ultimátum para que renuncie al sexo con otros o aceptar que ella tenga libertad.
    La respuesta a estas opciones depende de como sea cada uno, de lo que sienta el uno por el otro y de lo que hayan vivido como pareja, especialmente a nivel sexual.
    Slds

    Responder

    Supongo que como dices, nunca nada es blanco o negro, y menos en las relaciones de pareja. Probablemente ella estará confusa, y tenga sentimientos encontrados, por un lado estará eufórica con su nuevo amante, y por otro lado tendrá vértigo solo con plantearse terminar con la relación que tiene con su marido. El marido no sabemos como ha jugado en esta relación, quizás ha pasado de ella, y cuando ve que la está perdiendo intenta hacer un último esfuerzo por recuperarla. Pero quizás ese intento llega tarde para salvar una relación que por lo que parece ya ha muerto. Sólo deseo que por el bien, tanto de la pareja como de los hijos, ambos puedan admitir que su relación tal y como la han conocido hasta ahora ha terminado, y que intenten ser felices de manera separada y respetándose mucho, ya que siguen teniendo unos hijos en común y ese vínculo nunca lo van a poder romper.
    Creo que no hay nada más triste que conformarte con tener una relación en la que no eres feliz. Hay que ser valiente y quererte mucho para dar un paso y sincerarte contigo misma. Y si algo ya no te aporta, déjalo marchar,… Y esto vale para ambos miembros de la pareja.

    Responder

Escribe tu comentario

Your email address will not published. Reguired fields are marked*

Menú
X